Contenido principal

Twitter icon
Facebook icon

MINA DE LOS CÓNDORES

04/10/2018

La Mina de los Cóndores, un pueblo fantasma que encierra entre sus paredes ruinosas un buen número de historias y mitologías.
Fue descubierta por casualidad en el año 1883 por un empleado rural. Un par de años después, la compró una empresa rosarina de capitales alemanes. En poco tiempo se convirtió en un polo económico muy importante. A fines de 1914 el material extraído (Wólfram) comenzó a ser enviado a Alemania donde se utilizaba para la fabricación de armas. En sus mejores épocas, el establecimiento minero llegó a albergar más de 3.500 personas. En su entorno y por aquellos años, se construyó una miniciudad, tal vez más grande que la misma localidad de Concarán que se encuentra a 12 kilómetros. Cerró en 1985, y actualmente se utiliza con fines turísticos.
Al ingresar podemos encontrar la Escuela Provincial N°416, así era su nombre que aun puede leerse en la puerta de ingreso, contaba con un Bar, casas para todos los trabajadores, tenían moneda propia “Bonos” con los que compraban, también había un Hotel para los Solteros, todo esto hoy en ruinas. En la Administración podemos encontrar un pequeño Museo, con fotos y elementos que utilizaban los Mineros.


Imágenes: